Chernobyl 1986 – Edición Julio 2008 Virtual Pro: Una mirada a la catástrofe nuclear ocurrida en este pequeño pueblo de Ucrania - 18 de Junio 2011 - Blog - HIGIENE Y SEGURIDAD LABORAL
Higiene y Seguridad Laboral Lunes, 05/12/2016, 4:35 PM
Le saludo Visitante | RSS
Menú del sitio

Banner

Calendario
«  Junio 2011  »
LuMaMiJuViSaDo
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930

Inicio » 2011 » Junio » 18 » Chernobyl 1986 – Edición Julio 2008 Virtual Pro: Una mirada a la catástrofe nuclear ocurrida en este pequeño pueblo de Ucrania
5:33 PM
Chernobyl 1986 – Edición Julio 2008 Virtual Pro: Una mirada a la catástrofe nuclear ocurrida en este pequeño pueblo de Ucrania

En la madrugada del 26 de abril de 1986 tuvo lugar en Chernobyl (en la antigua Unión Soviética, actualmente en Ucrania) el mayor accidente nuclear de la historia. Una falla ocurrida en la Unidad 4 de la estación de potencia nuclear de Chernobyl ocasionó una enorme explosión que descargó a la atmósfera una cantidad de material radiactivo 200 veces más grande que el liberado en 1945 con la explosión de la bomba atómica en Hiroshima y Nagasaki. Los efectos de la radiactividad han superado todas las previsiones, y la verdadera magnitud de los daños se ha venido conociendo años después. En Chernobyl murieron más de 25.000 personas y al menos 7 millones resultaron contaminadas por la radioactividad.

ELa edición número 78 de Virtual Pro (Julio de 2008) presentó una sección sobre el accidente de Chernobyl, queremos en esta oportunidad recordar esta edición, en homenaje a las víctimas, y para que nuestros usuarios conozcan con mayor profundidad lo ocurrido en Chernobyl.

La alternativa más viable para solucionar esta problemática, la constituye el desarrollo de materiales biodegradables con propiedades funcionales como empaque y que ofrezcan costos competitivos a los materiales de empaque plásticos actuales.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), aún podrían morir 500.000 personas a causa de esta tragedia, ya que la cifra de afectados por cáncer a consecuencia de este desastre alcanzará su punto álgido entre 2006 y 2020. Hoy, miles de personas padecen cáncer de tiroides en distintas áreas de Bielorrusia, Ucrania y Rusia.

El accidente de Chernobyl fue detectado fuera de la Unión Soviética el lunes 28 de abril de 1986, a las 9 de la mañana, en la central nuclear sueca de Forsmark, unos 100 kilómetros al norte de Estocolmo, donde los contadores Geiger registraron niveles de radiactividad 14 veces superiores a lo normal. Primero se pensó en un escape en la propia central; sin embargo, un exhaustivo control mostró que la central funcionaba perfectamente y que la radiactividad venía de lejos, El gobierno de la Unión Soviética no había revelado al mundo aún lo que sucedía.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), aún podrían morir 500.000 personas a causa de esta tragedia, ya que la cifra de afectados por cáncer a consecuencia de este desastre alcanzará su punto álgido entre 2006 y 2020. Hoy, miles de personas padecen cáncer de tiroides en distintas áreas de Bielorrusia, Ucrania y Rusia.

El accidente (Tomado de El otro informe sobre Chernobyl (TORCH))

Se presentan algunos extractos de este documento, un informe (año 2006) de la autoría de Ian Fairlie (Doctor en Ciencias, Reino Unido) y David Sumner (Doctor en Letras, Reino Unido), el cual fue encargado por European Greens Party (Bruselas, Bélgica), y publicado en la Edición de Julio de 2008 de la Revista Virtual Pro.

El 26 de abril de 1996 temprano, dos explosiones en la unidad 4 de Chernóbil destrozaron completamente el reactor. Las explosiones liberaron a la atmósfera grandes nubes de gases radioactivos y residuos en un radio de 7 a 9 kilómetros. Alrededor del 30% de las 190 toneladas de combustible del reactor se distribuyeron sobre el edificio del reactor y las áreas colindantes y alrededor del 1-2% fue expulsado a la atmósfera. El inventario de los gases radiactivos del reactor fue publicado entonces. El fuego resultante, alimentado por 1.700 toneladas de moderador de grafito, duró ocho días. Dicho fuego fue la principal causa de la extrema gravedad del desastre de Chernóbil.

¿Cuánta radioactividad fue liberada?

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha estimado que el total de radioactividad liberada en Chernóbil fue 200 veces la radioactividad liberada por las bombas arrojadas sobre Hiroshima y Nagasaki juntas. La cantidad de radioactividad liberada durante un suceso radiológico se denomina el "término fuente”. Es importante porque se usa para verificar las deposiciones de nucleidos en todo el hemisferio norte. De los nucleidos se puede hacer una estimación de las dosis colectivas y predecir el exceso de enfermedades y mortalidad.

Del cóctel de radionucleidos que fueron liberados, los más significativos fueron los productos de fisión yodo-131, cesio-134 y cesio 137. El yodo-131, con su corta media vida radioactiva2 de ocho días tuvo un gran impacto radiológico a corto plazo debido al efecto de la dosis en el tiroides. El cesio-134 (con una media vida de 2 años) y el cesio- 137 (con una media vida de 30 años) tuvieron mayor impacto radiológico a medio y largo plazo. Todavía hay cantidades relativamente pequeñas de cesio-134, pero durante las dos primeras décadas tras 1986 ha sido un gran contribuyente a las dosis.

La mayoría del resto de radionucleidos deben haber desaparecido por completo en la actualidad. Pero durante décadas, el interés seguirá centrándose en el cesio-137, con atención secundaria en el estroncio-90, que es de mayor importancia en áreas cercanas a Chernóbil. A largo plazo (de cientos a miles de años), los radionucleidos de interés continuado serán los productos de activación, incluyendo los isótopos de plutonio, neptunio y curio.
Sin embargo, se espera que las dosis generales de estos productos de activación sean pequeñas, en comparación con las dosis del cesio-137.

Los autores han reevaluado los porcentajes de los inventarios iniciales del reactor del cesio-137 y del yodo-131 que fueron liberados al medio ambiente. Han concluido que las cifras oficiales subestiman las cantidades liberadas en un 15% (en lo que refiere al yodo-131) y en un 30% (en el caso del cesio-137).

Impactos sobre la salud – Hasta ahora…

El impacto inmediato de Chernóbil sobre la salud fue enfermedad aguda por radiación en 237 trabajadores de los servicios de emergencias, de los cuales 28 murieron en 1986 y otros 19 murieron entre 1897 y 2004. Las consecuencias a largo plazo del accidente siguen siendo inciertas. La exposición a radiaciones ionizantes puede provocar cáncer en prácticamente cualquier órgano del cuerpo. Sin embargo, el intervalo de tiempo entre la exposición a la radiación y la aparición del cáncer puede ser de 50 a 60 años o más. El número total de muertes por cáncer debido a Chernóbil es muy probable que no se sepa nunca. Sin embargo el informe TORCH hace una predicción del número de exceso de muertes por cáncer a partir de las dosis colectivas a las poblaciones afectadas que han sido publicadas.

Cáncer de tiroides

Hasta el año 2005, se detectaron unos 4.000 casos de cáncer de tiroides en Bielorrusia, Ucrania y Rusia en personas menores de 18 años en el momento del accidente. Cuanto más joven la persona expuesta, mayor el riesgo de desarrollar un cáncer de tiroides.
El cáncer de tiroides es provocado por exposiciones a yodo radioactivo. Se estima que más de la mitad del yodo-131 de Chernóbil fue depositado fuera de la anterior Unión Soviética.
Posibles aumentos del cáncer de tiroides han sido comunicados en la República Checa y el Reino Unido, pero se necesita más investigación para poder evaluar la incidencia del cáncer de tiroides en Europa Occidental.

Dependiendo del modelo de riesgo utilizado, las estimaciones del exceso de muertes por casos de cáncer de tiroides varían entre 18.000 y 66.000 solamente en Bielorrusia. Por supuesto, también se espera incidencia del cáncer de tiroides en Ucrania y Rusia. La estimación más baja asume un riesgo relativo constante para 40 años de exposición; la más alta asume un riesgo relativo constante para toda la vida. Pruebas recientes a los supervivientes de la bomba atómica en Japón sugieren que la segunda proyección del riesgo es la más realista.

Leucemia

Las pruebas de aumento de la leucemia son menos claras. Existen algunas pruebas de aumento de la incidencia de leucemia en trabajadores de limpieza de Rusia y en residentes en áreas muy contaminadas de Ucrania. Algunos estudios parecen mostrar un aumento en la tasa de leucemia infantil causada por la radioactividad de Chernóbil en la Alemania Occidental, Grecia y Bielorrusia.

Otros cánceres sólidos

La mayoría de cánceres sólidos tienen largos periodos de entre 20 y 60 años entre la exposición y la aparición del cáncer. Hoy en día, 20 años después del accidente, se ha observado ya una media del 40% de aumento de la incidencia de los cánceres sólidos en Bielorrusia, con un aumento más pronunciado en las regiones más contaminadas. El informe de 2005 de la AIEA / OMS admite pruebas preliminares de un aumento de la incidencia del cáncer de pecho pre-menopáusico entre las mujeres expuestas con edades inferiores a los 45.
Efectos no cancerígenos

Dos efectos no cancerígenos, inducción de cataratas y enfermedades cardiovasculares, también están documentados con claras evidencias de conexión con Chernóbil. Cambios oculares relacionados con la radiación han sido observados en niños y jóvenes con edades entre los 5 y los 17 años que viven en el área alrededor de Chernóbil. Un amplio estudio en los trabajadores de emergencia de Chernóbil mostró un riesgo aumentado significativo de enfermedad cardiovascular.

Efectos hereditarios

Es bien sabido que la radiación puede dañar los genes y los cromosomas. Sin embargo, la relación entre los cambios genéticos y el desarrollo de futuras enfermedades es compleja y la relevancia de dicho daños con el riesgo futuro es a menudo poco clara. Por otra parte, una serie de estudios recientes han examinado los daños genéticos en aquellos expuestos a radiación por el accidente de Chernóbil. Estudios realizados en Bielorrusia han sugerido un aumento doble en la tasa de mutación ministatélite de la línea embrionaria6. Análisis en una cohorte de familias irradiadas de Ucrania confirmaron estos descubrimientos. Sin embargo, los síntomas clínicos que podrían resultar de estos cambios no están claros.

Salud mental y efectos psicológicos

Mientras que parece prestar poca atención a otros efectos, el reciente informe de la AIEA / OMS reconoce claramente los vastos efectos mentales, psicológicos y del sistema nervioso central del desastre de Chernóbil: "El impacto sobre la salud mental de Chernóbil es el mayor problema de salud pública causado por el accidente hasta la fecha. La magnitud y el calibre del desastre, la cantidad de población afectada y las consecuencias a largo plazo lo convierten en el peor desastre industrial del que se tiene noticia.”

Los orígenes de estos efectos psico-ociales son complejos, y están relacionados con diversos factores, incluyendo ansiedad ante los posibles efectos de la radiación, cambios en el estilo de vida (especialmente en la dieta, alcohol y tabaco), victimización conducente a una sensación de exclusión social, y estrés asociado con la evacuación y la reubicación. Por lo tanto, es difícil de estimar exactamente cuántos de estos síntomas están directamente relacionados con la exposición a la radiación de Chernóbil.

Estudios recientes de la AIEA / OMS

Nuestro veredicto sobre los dos estudios recientes de la AIEA / OMS sobre los efectos sobre la salud y el medio ambiente respectivamente es mixto. Por una parte, reconocemos que los informes contienen exámenes concienzudos de los efectos de Chernóbil en Bielorrusia, Ucrania y Rusia. Por otra parte, los informes silencian los efectos de Chernóbil fuera de estos países. Sin embargo, gran parte de la nube radioactiva de Chernóbil fue a parar fuera de Bielorrusia, Ucrania y Rusia. Las dosis colectivas de la radioactividad de Chernóbil sobre la población del resto del mundo, especialmente en Europa occidental, son el doble que las de la población afectada en Bielorrusia, Ucrania y Rusia. Esto significa que estas poblaciones sufrirán el doble de exceso de muertes por cáncer previsto, que las poblaciones de Bielorrusia, Ucrania y Rusia.
Dejar de examinar los efectos de Chernóbil sobre el resto de países no parece ser un error de los equipos científicos, sino de los cuerpos encargados de elaborar políticas dentro de la AIEA y la OMS. Para rectificar esta omisión, recomendamos que la OMS, independientemente de la AIEA, encargue un informe para examinar la radioactividad de Chernóbil, las dosis colectivas y los efectos en el resto del mundo, especialmente en Europa occidental.

Mayor información

Mayor información sobre Chernobyl puede consultarla en Edición Julio 2008 Virtual Pro (Accidentes Industriales)

Visiones: 524 | Ha añadido: apu242007 | Ranking: 0.0/0
Total de comentarios: 0
Solamente los usuarios registrados pueden añadir los comentarios.
[ Registrarse | Entrada ]
Archivo de registros

Estadisticas

Encuestas
Estimen mi sitio
Total de respuestas: 183

Copyright MyCorp © 2016